...Rasgos en el Silencio...

lunes, 12 de octubre de 2009

Sor Juana Inés de la Cruz y la valentía de ser mujer


Juana de Asbaje nace en México el año 1648. Nació mujer en un mundo de hombres. Desde los tiempos de Platón y Aristóteles los hombres eran los hijos de la racionalidad y la inteligencia, mientras que las mujeres lo eran de la percepción sensorial y sensual. Por ende estaban restringidas a cumplir las funciones domesticas y propias de la reproducción sexual. Un siglo después de la muerte de nuestra heroína, los hegelianos sostenían que las actividades públicas propias del estado, la economía y la ciencia requerían mentalidades abstractas y generales, no particulares y concretas como de las mujeres.
A pesar de ello Juana se convertiría en uno de los grandes poetas barrocos del siglo XVII. ¿Cómo lo logró? Con la valentía que le dan las convicciones y caracteres fuertes.
En efecto, y conciente de su desigual condición inicial de cara a los hombres, a los 7 años de edad le rogó a su madre que la dejase vestirse como niño a fin de poder estudiar en la universidad. Era tan inteligente y perseverante que ingresó a la corte virreinal durante la adolescencia. Sin embargo, su fama trajo la envidia y persecución. Por ello ingresó a la iglesia católica en búsqueda de protección. La alcanzó por un tiempo y se recluyó en su celda en el convento de San Jerónimo. Religión y letras, pasión y razón, sabiduría y creatividad, perseverancia y alegría harían nacer a Sor Juana Inés de la Cruz. Lamentablemente un espíritu libre, genial y femenino no fue tolerable para su época…
Como recuerda Ulrich Beck, los cambios en las vidas de las mujeres occidentales y sobre todo respecto de las más privilegiadas se han producido por una serie de factores.
En 1º lugar, la prolongación de la esperanza de vida ha alterado la biografía femenina. Aun cuando alguna entienda que su único fin en la vida es la procreación, cuidado y crianza de sus hijos, tales “deberes maternos” acaban a los 45 años. Luego de ello quedan, como término medio tres décadas de “nido vacío” y nuevos horizontes de vida. En 2º lugar, la existencia insular de la mujer en la cocina y en la casa se acaba, pues numerosos aparatos, maquinas, y ofertas de consumo descargan y facilitan el trabajo domestico. En 3º lugar, los métodos anticonceptivos y las nuevas formas de planificación familiar, hacen que cada vez mas las mujeres puedan decidir el sí, el cuándo y el número de hijos. En 4º lugar el divorcio ha enseñado a las mujeres que el retiro del padre-proveedor trae normalmente pobreza. Se suma a ello el encarecimiento de la vida familiar y el muchas veces inestables y mal remunerado empleo del marido, por lo que ellas deben ingresar al mundo del trabajo remunerado. Finalmente la lucha de las mujeres por la igualdad, acogida en movimientos sociales e idearios políticos de todo el mundo occidental ha traído el reconocimiento de los derechos civiles, políticos y sociales de las mujeres.
A si pues, Juana Inés de la Cruz comienza a gozar de su victoria. Como lo señala Carlos Fuentes, derrotó a quienes la silenciaron puesto que su poesía barroca tuvo la capacidad de abrazar, para siempre, las formas y las palabras de la abundancia del Nuevo Mundo. Ella cuya irrupción en el mundo de la política, las ciencias y la economía, constituye la mas importante revolución pacifica y democrática del siglo XX.
(Sergio Micco A).

posted by Krla at 0:31

3 Comments:

Rasgos en el Silencio".... me agrada
el nombre ya dice que hay mucho por decir!!

buena publicación.... doña Juana gran valor por intentar alcanzar lo inalcanzable en aquellos tiempos... Lo que inspira al pensamiento que como mujeres hemos avanzado y logrado lo que creyeron imposible o irracional!!!

Exito...
un abrazo.

charly.... (www.aniquilate.blogspot.com)

12 de octubre de 2009, 14:05  

Buena me gusto!
por que da una vision de la liberacion femenina mas amable,
no esa en la que se desprecian a los hombres, sino en la que se decea para la mujer, una vida sin temores, ejercer una carrera en la que la mayoria son hombres, caminar por las calles a altas horas sin que les pase nada,
ser autosuficientes,independientes, con caracter, y no una joven o señora sumisa que va a estar en casa esperando al marido con la cena lista y la casa brillando de limpia.


espero que sigan igual de interesantes tus publicaciones.
suerte =)!

12 de octubre de 2009, 21:13  

Amiga, muy bueno tu blog.
espero seguir leyendo cosillas interesantes por acá.
buen nombre, buenos colores, buen tema.
un beso.
L.

13 de octubre de 2009, 11:18  

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un enlace

<< Home